¿Qué es la fotografía boudoir y por qué es importante que lo sepas?

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp

Guía de Contenido

Boudoir:

Todos hemos escuchado la palabra y hemos tratado de pronunciarla. Por supuesto que requiere práctica… al menos lo hizo para mí. Después de todo, es una palabra francesa que significa el dormitorio de una mujer o un vestidor privado, generalmente justo al lado del dormitorio.

Pero, ¿qué significa hoy… en el mundo moderno?

Entendemos que tiene algo que ver con mujeres en lencería sexy, tomando fotos y dormitorios.

¿Qué es el boudoir?

 

Si tuviera que dividirlo en una oración, diría que el boudoir es un género de fotografía en el que las mujeres se toman fotos sensuales en lencería u otra ropa íntima, generalmente en un ambiente de dormitorio para celebrar, reconocer y expresar su sexualidad. , su belleza y sus cuerpos.

FABIAN MEDINA - FOTOGRAFO BOUDOIR

Estas imágenes privadas luego se exhiben ingeniosamente en un álbum, se ensamblan en una caja de imágenes o se imprimen para el arte de la pared, ya sea como regalo para una persona importante o para divertirse.

Al menos así lo veo yo… pero ¿quién soy yo?

El “quién” detrás de este artículo es un fotógrafo de boudoir profesional; de hecho, un hombre, y en los siguientes párrafos voy a explorar todo lo que es el boudoir… y todo lo que no es (lo que puede ser algo controvertido entre mis compañeros fotógrafos de boudoir).

¿Por qué es importante definir y comprender claramente qué es el boudoir y por qué debería importarte?

 

Es importante porque para entender qué es algo, y quiero decir realmente entenderlo, uno debe tener una definición muy detallada y confiable de ello. Al definir qué es algo, establece límites, límites artísticos, en los que operar. Hablaré sobre la importancia de todo eso más adelante, pero por ahora, volvamos a nuestro tema principal sobre “¿qué es el boudoir?”

Orígenes

 

Las imágenes de mujeres escasamente vestidas o desnudas han existido durante siglos en una forma visual u otra, desde estatuas griegas hasta pinturas al óleo, ilustraciones dibujadas y fotografías. Capturar las curvas femeninas y las expresiones coquetas de las mujeres ha sido y probablemente siempre será parte de nuestra experiencia humana.

La fotografía boudoir es solo una extensión y evolución de lo que ha estado sucediendo durante cientos, si no miles de años.

¿Cuáles son los orígenes de la fotografía boudoir moderna?

 

Uno de los fundadores originales de la fotografía boudoir moderna fue el fotógrafo estadounidense Albert Arthur Allen. Originario de Nueva Inglaterra, se mudó a California en 1907 a la edad de veintiún años y luego abrió Allen Art Studios en Oakland en 1916.

Fotografió mujeres, solas y en grupo, que estaban principalmente desnudas en la década de 1920, tanto en interiores como en exteriores. En su momento se consideró escandaloso. Entre la amplia variedad de fotografías que tomó, algunas recuerdan mucho a las imágenes de boudoir modernas de hoy en día con mujeres posando en camas, sofás y frente a las ventanas.

Disparar al aire libre no es boudoir

¿Las imágenes sexys de mujeres semidesnudas que se toman al aire libre se consideran boudoir? Algunos dicen que sí, pero yo digo que no. El hecho de que alguien esté vestido con lencería o ropa interior sexy y posa afuera, en mi opinión, no califica como una sesión de boudoir. Diría que son sesiones de modelaje.

Este es el por qué.

Primero, echemos un vistazo más de cerca a la palabra “boudoir”. Quiere decir dormitorio o vestidor de mujer. Esos dos lugares son espacios íntimos privados… “privado” es la palabra clave aquí. El entorno es interior para ese mismo propósito, para ser privado.

Cuando fotografías a una mujer con poca ropa afuera en cualquier lugar, incluso si estás completamente aislado, el hecho de que estés afuera te abre a alguien que viene e invade tu privacidad.

Con ese escenario viene un elemento subyacente de exhibicionismo, ya sea que uno sea consciente de ello o no. Cuando estás fuera, tu privacidad no está garantizada. Eso, para mí, cambia un componente clave de lo que se trata una sesión de boudoir, que consiste en filmar en un espacio íntimo y privado, como un dormitorio o un probador (un boudoir).

No estoy emitiendo un juicio. Simplemente llamaría a eso una sesión de modelaje al aire libre.

Una sesión de boudoir debe realizarse en el interior, en un dormitorio u otro espacio dentro de la casa donde no solo se espera sino que se garantiza la privacidad.

Disparar en una bodega no es boudoir

Otro lugar que he visto dónde se ha llevado a cabo una sesión de “boudoir” es en una bodega. Un bodega ¿en serio? No me parece. De hecho, clasificaría cualquier sesión que suceda en un gran espacio impersonal abierto como un almacén, granero, fábrica, hangar de aviones, etc. como no boudoir.

En primer lugar, esos lugares no tienen nada que ver con un dormitorio o vestidor, nada que ver con un espacio íntimo y nada que ver con la privacidad percibida. Y al igual que fotografiar al aire libre, ubicarse en cualquiera de estos entornos con ropa íntima implica para el espectador un mensaje de exhibicionismo: no una mujer sola en su dormitorio, expresando discretamente su sexualidad para una audiencia de uno o posiblemente algunos amigos cercanos.

Nuevamente, no estoy juzgando este tipo de tomas, simplemente no las clasificaría como boudoir.

El efecto de la olla a presión

Echemos otro vistazo a por qué un pequeño espacio íntimo funciona tan bien como boudoir.

El encierro que proporciona un dormitorio con cuatro paredes y un techo, mantiene contenida y bajo presión la energía sexual de la mujer. Crea un cierto sentimiento, aunque subconsciente para el espectador.

Y dado que el boudoir moderno no se limita solo al dormitorio, cualquier habitación de la casa puede funcionar tan bien como la cocina, un rincón pequeño o un rincón estrecho.

Un gran ejemplo de cómo se puede sentir esto es tomar a la misma mujer y colocarla al aire libre y fotografiarla con el mismo atuendo en la misma pose. Una vez afuera, toda la presión sexual se libera porque no hay nada que la contenga.

¿Te parece una locura?

Intentalo.

Siente la diferencia tú mismo.

Entonces, “boudoir”: un dormitorio privado, vestidor o espacio íntimo dentro de la casa donde podemos presenciar, a través de imágenes fotográficas, a una mujer que expresa su lado sensual oculto o privado.

Esta es probablemente una definición más verdadera de la palabra en comparación con la versión bastante clínica que di anteriormente.

Seguir estas convenciones tiene poder real.

Seguir estas convenciones le dará un golpe de gracia cada vez.

Esto, para mí, es boudoir.

La erótica no es boudoir

Ahora que tenemos claro cuál es mi definición de boudoir, podemos contrastar eso con el erotismo.

En mi opinión, la fotografía erótica tiene una intención más exhibicionista. Quiere ponerse de pie y hacerse notar, sin pedir disculpas, y lo hace en tu cara. Puede ser incómodo, impactante y perturbador… pero eso es lo que lo define.

No tengo mucha experiencia en este género aparte de algunas sesiones que he realizado o en el sitio web de otro fotógrafo de boudoir. Algunos llaman a lo que yo considero erótico boudoir, y está bien, no voy a llamar a la Policía Boudoir y hacer que los arresten. Ese no es el punto.

El punto tiene que ver con lo que insinué al principio con la definición de ciertos géneros con gran detalle y límites artísticos y demás, pero hablaremos de eso más adelante (lo prometo).

La fotografía erótica es algo así como el primo descarado del boudoir. Existe entre el boudoir y el contenido más explícito y esas líneas pueden volverse borrosas muy rápido.

Por lo general, no hay nada sutil en el erotismo. Su presentación visual está ahí para sorprenderte con imágenes explícitas y “prohibidas” que se hacen de una manera artística. Mientras que el boudoir se centra principalmente en una mujer, el erotismo suele invitar a otros a la fiesta, tanto hombres como mujeres.

Los temas de sumisión, dominación y masoquismo son comunes, junto con imágenes de mujeres dándose placer a sí mismas. Cualquier toque de uno mismo en el boudoir es mucho más sutil, inocente e indirecto.

¿Dónde comienza la línea entre el erotismo y la pornografía? ¿Quien lo dirá? Creo que depende de cada individuo decidir.

La erótica tiende a centrarse más en las partes sexuales del cuerpo y los actos sexuales implícitos o descarados más que solo la forma femenina en lencería. También encontrarás cuero, tachuelas y una o dos fustas con erotismo, y eso es solo para empezar.

Erotica tiene más de una agenda. Te desafiará y te empujará a pensar en el sexo de manera diferente. Te obligará a preguntarte: “¿Lo apruebas? ¿Eres uno de nosotros?” luego, audazmente, le muestra el dedo y le dice que se vaya si no lo está. Es interactivo en su intercambio silencioso de dar y recibir entre él y su espectador.

Sutil a súper agresivo y todo lo demás, al igual que el sexo en sí mismo, el erotismo se trata realmente de mostrar el sexo y el placer sexual, mientras que el boudoir se trata más de la anticipación al crear atractivo a través de la forma femenina.

Pinup no es Boudoir

Diferencia entre boudoir y pinup

Pinup es un tipo de sesión muy estilística. Estás recreando un look vintage de los años 30, 40 o 50 con peinado, maquillaje y vestuario de época. También hay una gran cantidad de otras diferencias entre los dos, y aunque escribí un artículo extenso sobre eso, que puede encontrar aquí, continuaré y las enumeraré a continuación.

Ellos son:

Placard

Maquillaje y Cabello

Tono / Estado de ánimo

Estilo fotográfico

Objetivo

Entorno

posando

Nivel de desnudez

Narrativa

¿Entonces cuál es el punto?

Ah, buena pregunta. ¿Cuál es el punto de todo este análisis detallado de lo que es el boudoir y lo que no es?

Una es que, como fotógrafo de boudoir, es importante conocer las reglas y convenciones de lo que está tratando de capturar para sus clientes. Sus clientes le están pagando un buen dinero por una sesión de boudoir, por lo que necesita saber específicamente qué es y qué no es.

Usted es el experto en este campo y sus clientes confían en usted para conocer sus cosas y cumplir. Las reglas y convenciones están ahí para servirle y guiarlo por el camino correcto para que su resultado sea consistente y apropiado. Son sus límites para el éxito.

También te ayudarán a determinar por ti mismo qué es lo que quieres fotografiar o no. Por ejemplo, yo personalmente no hago fotos eróticas. Entonces, si alguien vino a mí para pedirme que lo fotografiara de cierta manera, sé dónde está mi límite.

Entonces podría decirles que lo que están pidiendo cae dentro de un género diferente, que es erótico, y eso es algo que no hago. Sin embargo, podría referirlos a alguien que sí lo haga.

Trascender el género boudoir

Fabian Medina - Fotografo Boudoir Bogota

Otra razón por la que es bueno tener reglas y convenciones bien definidas de su género es que puede trascender ese género para crear un trabajo único y excepcional, si eso le interesa.

De acuerdo, quédate conmigo en esto porque vamos a profundizar en este próximo concepto.

Entonces, ¿qué significa trascender el género?
Todas las formas de arte, ya sea fotografía, escritura, pintura, danza, música, etc., siguen reglas y convenciones estrictas dentro del género en el que trabajan, pero hay algunos artistas que le dan un giro tan único a esas convenciones que parece como si están rompiendo todas las reglas, cuando en realidad no es así. Simplemente están ocultos bajo la nueva superficie brillante.

Mi meta es poder elevar la fotografía boudoir y hacer de cada mujer un ser hermoso que disfrute de su propia belleza y quiera inmortalizarla en una sesión fotográfica.

Fabian Medina - Fotografo Boudoir Bogota

Si algo de esto te ha llamado la atención, te invito a que me contactes y hagamos una sesión de fotos boudoir juntos!

Portafolio Boudoir

Más Publicaciones